Palabra:  2 Timoteo 3:16-17.
Un hábito es lo que decidimos por autonomía, es la introspección y decisión de tomar nuevas cosas y aplicarlas, algo que seguramente nos hará mucho más íntegros como personas, y esos hábitos no se convierten en rutinas porque son retos que nos proponemos superar. Por ejemplo, ¿qué tal si decides aplicar el hábito de leer?
¿Sabes por que nunca se constituirá en una rutina? Porque nunca leerás lo mismo, nunca serán las mismas historias y podrás descubrir un sin fin de aventuras, y de
hecho quizá descubras que todos aquellos libros que la sociedad consideraría como aburridos, sin propósito o sin bases llegarían a enseñarte cosas que nadie más te revela y que aumenta tu sabiduría. Uno de los libros que algunos pensarían que fuese poco interesante es la biblia, el libro más leído a lo largo de la historia y wow, sí que es emocionante ese libro, allí encuentras lo que desees, acción, comedia, tragedia, terror, suspenso, y tiene un toque que ningún otro libro tiene, sabiduría, ayuda, palabras de ánimo y te aseguro que cada letra penetra hasta lo más interno. Finalmente hay una recomendación para alguien que tiene hábitos de un ganador, y es profundizar, mejorar, ir más allá. Ya que anteriormente hablamos de la biblia, uno de los hábitos más complejos pero satisfactorios, es mirar aquella palabra desde otra perspectiva, y la verdad es que no importa desde donde te pares a reflexionar sobre Dios, inténtalo una vez y será imposible no tener un minuto de intimidad y tranquilidad con Él; aunque ese sentimiento puede llegar a acabarse, en el momento en el que se convierte en una rutina y deja de ser habito. generaciones.

Conclusión: Sea cual sea lo que decidas para cambiar tu vida, hazlo en grande, pero debes tener en cuenta que nadie más vivirá la vida que tienes ahora, por eso depende de ti adquirir buenos y saludables hábitos que hagan de tu vida, un ejemplo para las futuras Generaciones.

Instrucciones

Descargar PDF
© 2015 Misión Paz
Subir
Encuéntranos: